La próxima campaña puede ser un calco a la de 2018/19: cosechón en España y bajada en el Arco Mediterráneo

proxima campaña

Conforme enfilamos el final de la desescalada del confinamiento y la floración deja paso al cuajado de la aceituna con el verano en ciernes, las cábalas sobre la próxima campaña comienzan. Sobre todo por el estancamiento de los precios semana tras semana –con cifras en el caso de los lampantes cercanas a los récords negativos de la última década.

Y visto con la perspectiva de otras campañas, muchos profesionales del sector consideran que la próxima cosecha –vista como ha sido la primavera y la campaña pasada– puede ser un calco en producción a la 2018/2019. Y no solo en España, sino también en el resto de mercados del Mediterráneo que son los que marcan la pauta junto a España de los precios y los flujos internacionales.

Hay que recordar que en la campaña 2018/2019 la cosecha en España alcanzó los 1.793.745 toneladas frente a los 1.116.665 de la actual. Y en aquella campaña, la producción en nuestros principales competidores –Italia, Grecia, Túnez, Portugal, Marruecos– fue sensiblemente menor que la que ha sido en la actual. El escenario puede volver a repetirse en la próxima campaña, aunque hay muchos acontecimientos climatológicos que todavía puede afectar a su desarrollo.

Una gran campaña en España, por encima de las 1,7 millones de toneladas y un reducción significativa de la cosecha en el Arco Mediterráneo. Pese a lo que pudiera parecer, España no fue capaz entonces –y ese el gran peligro en la actualidad sobre todo con el enlace de campaña previsto– que los precios subieran sensiblemente pese a la menor disponibilidad en mercados exportadores claves como el italiano.

Según las estimaciones de la USDA, el Departamento de Agricultura de Estados Unidos, en la campaña 2020/2021 las proyecciones apuntan a una cosecha mundial de 3,03 millones de toneladas de aceite  de oliva, lo que supondría una caída del 2,8% en relación a los 3,12 millones de toneladas de la actualidad. La Administración norteamericana da por hecho que el aumento previsto en la producción  española no se compensará con la menor producción del resto de grandes productores. La producción en la Unión Europea se situaría en los 2,05 millones de toneladas, en torno al 70% del total mundial. Cuando su consumo –especialmente fuerte en España, Italia y Grecia– no alcanza ni de lejos ya esas cifras.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s